La semana del Grinch

       

 

Corren Rumores

La semana del Grinch

Por Hilario Olea

MAL Y DE PEORES…El gobierno federal está cerrando el año de forma por demás desastrosa y no se ve que pueda recomponer el barco.  Ahora si que está entre el sartén y la lumbre, porque cierra el 2017 casi en quiebra y sin tener de donde echar mano, más que al bolsillo de los mexicanos.  En Sonora se siente la situación económica de la Federación.  Nomás como simples ejemplos la SCT no ha pagado estimaciones de obra del último mes. La Comisión Estatal del Agua debe tres quincenas a los trabajadores. En el Hospital del ISSSTE no le están pagando a médicos, que tuvieron que hacer un bloqueo del Boulevard Morelos para presionar por este pago. Ya se imaginarán como andan las cosas en ese rubro. Casi para llorar.

DIRECTO AL BOLSILLO…Y por si fuera poco, no hay petróleo de donde echar mano para compensar como antes. Agotaron los aumentos a los combustibles este año, por eso vuelven a la carga desde el primero de enero con aumentos de 16 pesos a la Magna y  17 pesos mínimo a la Premium. Obvio, también cuela del diésel. Esto ha forzado a gobiernos estatales y ayuntamientos a buscarle con aumento en los servicios y recaudaciones propias, como son las multas,  o bien con impuestos estatales incómodos como son la tenencia a los carros, como sucede en Nuevo León, que la mantienen pese a las promesas de campaña del Bronco, o en Sinaloa, donde ampliaron el rango de carros que tienen que pagar este impuesto estatal. Otro medida sería recurrir al endeudamiento pero en este momento ya está comprometido el 50% del producto interno bruto. Más dinero prestado y vamos a quedar ahorcados por muchos años.

SONORA TRANQUILO…Aunque no lo crean, en Sonora es donde menos están hincando el diente. Lo malo que se lo pidieron a los empresarios, que no están muy de acuerdo en que les aumenten la tasa grabable del impuesto sobre nónima. En el caso del ayuntamientos, hay molestia entre los conductores por el aumento a las multas de tránsito. Lo que nos dice que queremos seguir pecando, pero sin penitencia.  Pues déjenme les digo que esto apenas va a ser el principio, porque el año que entra es posible que esté peor si el gobierno federal no endereza la nave, y nada indica que lo vayan a hacer.  De modo, que hay que agarrarnos de la brocha porque nos van a quitar la escalera. A lo mejor en la reunión de gabinete que se llevó a cabo el viernes por la tarde, algo de esto se trató para que todo mundo se pusiera las pilas y no les diera por tener una chequera fácil el año entrante.

PELEADO CON EL MUNDO…La mayoría de los alcaldes están viendo la situación económica con preocupación y por eso están pidiendo la solidaridad y apoyo de la población. El único que de plano no le entiende o no quiere entender es Lorenzo de Cima.  A este le vale una pura y dos con sal. Porque está haciendo las cosas a chaleco y al que no le guste, lo manda madrear con sus trolles, que no sabemos si lo hace un oscuro personaje que presume de hacer cosas que se ven y no se ven, o bien de su secretario particular, muy amante de estas acciones. Por lo pronto ya entregó en concesión al Carnaval y los nuevos dueños ya le subieron de precio a todos. Ah, y si no les gustó, ya saben que hacer.  Vaya,  pareciera que a este cuate le endosaron como si fuera cheque al portador a Guaymas.

POBRES ANGELITOS…El caso de la agresión a la sonorense Ana Gabriela Guevara es un claro ejemplo del cinismo.  Ahora resulta que están cuestionando a la senadora porque iba en su moto, y como cualquier motociclista aprovechó las ventajas de este vehículo para rebasar  y no tener que hacer largas colas al regreso a la Ciudad de México.  Esto le valió a un grupo de pelafustanes para justificar agarrarla a golpes y a patadas. El tipo que encabezó la agresión resultó ser un expolicía expulsado de la corporación en el Estado de México que anda prófugo, con todo y que aseguran es inocente, lo mismo que el resto de los gorilas que lo acompañaban.

FUE LA SENADORA… Pero ahora es el colmo, porque  la familia lo defiende con versiones absurdas, como que fue Ana Gabriela la que los agredió y al tratar de golpearlos, pobrecitos, se tropezó y se pegó en la cara con el carro. El único que le dio crédito a esta absurda versión fue el periodista Ciro Gómez Leyva. Algo a lo que ya nos tiene acostumbrados.  Porque es absurdo pensar que Ana Gabriela escogió de una enorme fila de carros, ese precisamente para buscarle bronca. ¿ Por qué?  Porque se le cerró o porque le cayeron gordos. Luego en otra versión aceptan que la golpearon, pero que no sabían que era mujer. Es el colmo del cinismo. Parece ser de la escuela del padrecismo.

MURIO EL CHARALERO…Este fin de semana el mundo deportivo recibió la mala noticia de la muerte de Marcelino Romero, que quizá el nombre no les diga mucho. Pero por años fue un personaje emblemático en el estadio Héctor Espino y luego en el nuevo estadio de béisbol, porque no otro que el popular Charalero.  El mismo tipo que llegó vendiendo charales con sus gritos característicos y porras a los Naranjeros. Con el paso del tiempo todos se acostumbraron a verlo en los juegos de béisbol, incluso hasta en los de la Serie del Caribe.  Este fin de semana murió a la edad de 79 años y seguramente se le habrá de rendir un homenaje en el estadio de béisbol, porque se lo merecía.

Pero bueno, estamos en al semana previa  antes de Navidad. Por lo mismo no olviden lo que decía Margarita la Güera, a la mujer no se le toca ni con el pétalo de una rosa, menos con un bat. Sale

Comments

comments

0 Comentarios

Dejar un comentario

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Contraseña perdida

Pin It on Pinterest